En el último día de su gestión, el 9 de diciembre, Cristina Fernández de Kirchner realizará un acto para colocar un busto de su esposo, Néstor Kirchner, en el salón de Casa Rosada que reúne las esculturas de varios presidentes argentinos.

Por tercera vez, la jefa de Estado encabezará esta ceremonia, ya que en 2008 inauguró el de las figuras de Héctor Cámpora y de Raúl Alfonsín. En el segundo caso, el acto se realizó con la asistencia del dirigente radical.

El salón está ubicado en la planta baja y es también el Hall de Honor, que sirve de escenario para recibir visitas ilustres. Allí están retratados en mármol de carrara casi todos los mandatarios argentinos hasta 1983. De la última etapa democrática sólo está emplazado el busto de Alfonsín.

Los primeros esculpidos entre 1883 y 1884, encargados por el entonces presidente Julio Argentino Roca. “Data de aquella época la tradición de agregar el busto de los primeros mandatarios luego que finaliza su período de mandato”, indica una descripción de la sala en el sitio web de la Casa Rosada.

Los bustos de Alfonsín y Cámpora habían sido encargados por Néstor Kirchner en 2007. En un decreto firmado al filo de su gestión, modificó la letra escrita por Lanusse, estableció que sean ubicados de manera cronológica de acuerdo a sus mandatos y que se coloque una placa con la leyenda “presidente de facto” en los casos que corresponda aclarar.

A comienzos de noviembre de este año, las autoridades de las Cámaras de Diputados y Senadores inauguraron un busto de Néstor Kirchner en el patio de los presidentes del Congreso. Está situado junto al de Alfonsín.

En 2011, el sanjuanino José Luis Gioja contó que quería regalar el busto de Kirchner que había en la Casa de Gobierno de esa provincia, realizado por el escultor Ricardo Bustos, pero la entrega no se concretó.

Lo invitamos a dejar su respetuosa opinión.

Todas las Noticias de Argentina las 24hs.

Leave a Reply

  • (not be published)