Floyd Mayweather: “La revancha con Maidana la eligió la gente”

mayweather-vs-maidana-1942406
Mayweather y Maidana, listos para el segundo choque. Foto: Reuters

LAS VEGAS.- El estadounidense Floyd Mayweather tiene 36 años, cinco títulos mundiales ganados a partir de 1998, y una fortuna personal de 230 millones de dólares, certificada en su última declaración jurada, pero estimada en el doble, según el cálculo de sus historiadores. Su exposición en esta ciudad para afrontar el desquite mundialista con el santafecino Marcos Maidana, pasado mañana, intenta fabricar un clima pasional y efervescente, ajeno a lo palpable en Las Vegas a esta altura de la semana. Su actitud y entrega a la prensa y al público constituye el medidor necesario para elevar o estancar el interés que hasta el momento no generó el movimiento esperado.

Se lo ve impaciente sin llegar al enojo. Saturado de las preguntas estúpidas y repetidas que el centenar de acreditados y curiosos le formulan sin cesar. Su vida parece fraccionarse entre dos personajes que no tienen nada que ver entre sí: “Money Man” -el hombre de los millones- y “Home Boss” -el jefe de familia-, un muchacho simple, al que muy pocos tienen acceso. Nadie se atreve a afirmar cual de éstas dos versiones es la más cercana y creíble a la imagen real del invicto campeón welter y mediano jr.

-¿Quién eligió a Maidana para la revancha? ¿Usted mismo o los capos de la industria del boxeo?

-Los jefes de Showtime me dijeron: “La gente pide otra vez a Maidana y el negocio es boxear otra vez con él”. “Si la gente decidió eso, ¡adelante!”, les contesté. Maidana no es un rival conveniente para nadie, su estilo es desprolijo y eso complica, pero a decir verdad, se ganó esta oportunidad. Deja todo en el ring y lo reconozco. Yo soy la cara del boxeo y no le puedo quitar al público lo que desea ver. Lo pidieron y aquí está.

-Se habló mucho de la pasada pelea y de los guantes molestos que le pusieron a Maidana…

-Yo gané sin dudas el combate anterior por nueve rounds a tres. Cuando sos un verdadero campeón y no hacés trampa, usás los guantes que te corresponden, pero Maidana hizo lo contrario. ¡De qué valía quejarse tanto si no hay diferencia de onzaje! Yo gano con cualquier tipo de guante y nunca sospecharon de la legalidad de los mismos.

-El combate pasado fue sucio y mal intencionado. ¿Y ahora?

-Creo que esta vez haremos una pelea limpia, lo pactamos. Al menos eso es lo que espero; para ganarme hay que hacerlo con altura. Estoy muy bien, al máximo, por eso será imposible perder.

-Se dice que su gente presionó para sacar a Tony Weeks, el árbitro del match, y colocar ahora a Kenny Bayless como referee…

-Nada que ver. Yo pienso que Tony Weeks es un buen árbitro, pero es humano. Y como todos es capaz de tener una mala noche como la tuvo. Pero esta vez, seguro que Kenny sabrá ver todo lo que Tony dejó pasar de largo del 3 de mayo.

-¿Por qué, sobre la marcha, decidió también poner en juego el titulo mediano jr.?

-Fue una idea de mi director general, Leonard Ellerbe, que quiere que mis peleas tengan alguna relación con los grandes logros de Sugar Ray Leonard, quien expuso dos coronas a la vez hace 26 años.

-Al equipo de Maidana le desagradó que el ex preparador físico Alex Ariza fuera recibido por usted en su gimnasio en los últimos días…

-Él pasó por mi campamento y cambiamos ideas sobre la preparación en este deporte. Subieron a Internet esas imágenes. Fue todo. Yo no estoy enemistado con Ariza. No me incumbe lo que digan.

-¿Qué cree de los fallos de las peleas en Las Vegas y de quienes opinan que usted es inexpugnable aquí?

-Me causa gracia, todos dicen que soy un protegido de la comisión de Las Vegas y muchas veces condicionaron mis victorias; tuve tarjetas con fallo de empate en los cotejos con “Canelo” Álvarez y Maidana y un jurado me dio perdedor cuando vencí con toda claridad a Oscar de La Hoya. ¿De qué ventajas me hablan?

-¿Alguna vez peleará con Manny Pacquiao?

-Estoy totalmente enfocado en Maidana. No pienso en el futuro en este momento.

Mayweather atendió a todos por igual en el tiempo que creyó necesario. Se hizo esperar, llegó con una hora de retraso y sacó del esquema de preguntas sus mediáticos problemas con el rapero 50 Cent que, según la mayoría, algún día terminará a los tiros en una esquina. Eso sí: se preocupó en señalar más de una vez que “inteligencia y educación son dos cosas muy distintas…”

Lo invitamos a dejar su respetuosa opinión.

Diario Argentina Hoy

Todas las Noticias de Argentina las 24hs. los 365 días.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *